Ganar Tarifa – Izquierda Unida califica de “desfachatez” la respuesta del alcalde sobre el debate en RTVT

 

Ezequiel Andréu respaldado por su lista - Foto Shus TeránLa coalición Ganar Tarifa – Izquierda Unida considera que las declaraciones de Gil García sobre la imposibilidad de celebrar un debate televisado porque RTVT no tiene los medios necesarios “son una desfachatez y una tomadura de pelo al electorado”, y afirma que “Juan Andrés Gil tiene tiene miedo al debate porque sabe que sus mentiras quedarían al descubierto”.

El candidato Ezequiel Andréu sostiene que “Gil lleva cuatro años construyendo un espejismo sobre Tarifa a través de su televisión, un espejismo que sabe que se le desmonta en un debate abierto: ha aumentado la deuda municipal, ha gobernado para favorecer a los suyos, ha convertido el enchufismo en moneda de cambio electoral… Ha intentado ocultar su mala gestión vetando a la oposición en la radio y la televisión municipales, y cuando eso no ha sido suficiente, negándonos información y negándonos la palabra en los plenos”.

Pero según Ganar Tarifa – Izquierda Unida “que ahora afirme que RTVT no tiene medios para emitir un debate, y que achaque esta falta de medios a una supuesta política de austeridad en el gasto resulta escandaloso. Para contratar a personal sin la experiencia ni los conocimientos técnicos necesarios sí había medios, para hacerse seguir por los trabajadores de RTVT a todas partes sí había medios; para permitir que los tarifeños conozcan las propuestas para el futuro de su ciudad de las diferentes candidaturas, para eso no hay medios”.

La coalición criticó también el seguimiento de la campaña informativa en los medios municipales: “El sesgo es más que evidente desde el minuto uno de la campaña, además del protagonismo que se sigue dando a los miembros del gobierno en las noticias.” Y afirman: “desde el inicio de la campaña, el gobierno y el Partido Popular han protagonizado casi 35 minutos entre cobertura de campaña y noticias, lo que contrasta con los poco más de 5 dedicados al PSOE, los tres minutos y cuarto que ocupa el PA o los 2:46 minutos que nos dedican, siempre sin declaraciones de nuestros candidatos”.

Para concluir, la coalición se compromete “a erradicar la censura y la manipulación informativa de los medios municipales si los ciudadanos nos dan esa oportunidad con su voto”.

Izquierda Unida considera inconcebible el silencio del alcalde y los medios locales sobre la venta de arena a Gibraltar

“Los tarifeños tienen derecho a saber, y lo sabrán cuando lo tengan que saber”, fue prácticamente la única respuesta que dio Juan Andrés Gil a las preguntas de la oposición sobre la supuesta venta ilegal de arena de Valdevaqueros a Gibraltar en el pasado Pleno municipal. “Debe considerar que, transcurrido un mes, aún no ha llegado el momento de que los tarifeños sean informados sobre si se produjo o no esa venta, si se ha ingresado en el ayuntamiento algún dinero procedente de ella, si se vulneró la legalidad al trasladar la arena sin los permisos necesarios o si se falsificaron documentos para ocultar el origen de las 3.000 toneladas de arena compradas por el Gobierno de la Roca”, se cuestiona el portavoz de IU Ezequiel Andréu.

“Son preguntas de importancia y gravedad suficientes para que el alcalde hubiese dedicado algún tiempo, del mucho que ocupa en aparecer en RTVT, en darles respuesta. Pero no ha sido así: lo más parecido ha sido la intervención del concejal de playas Jose Antonio Santos en una entrevista a la Cadena Ser, aunque tras negar luego haber dicho lo que todos oímos que dijo, y ser posteriormente desmentido por el alcalde, no sabemos si dicha intervención aclara o enreda más aún las cosas”, afirma Andréu, y continúa: “También contribuye al enredo la nota de prensa emitida hoy por la alcaldía en la que, además de desmentir a su propio concejal, se dedica a marear la perdiz hablando de asuntos que están fuera de discusión, como la necesidades de los vecinos de Paloma Baja”.

La formación de izquierdas subraya cómo un asunto que ha ocupado páginas en medios de comunicación de alcance nacional (El País, La Razón, ABC, El Mundo, Europa Press, RTVE, Cadena Ser…) no ha merecido ni un solo minuto en los medios públicos municipales, y que el alcalde pretenda despacharlo con una simple nota de prensa que nada aclara.

El pasado Pleno el concejal de IU presentó una moción en la que se proponía la creación de un organismo que integrase a profesionales de la comunicación y a los partidos políticos para velar precisamente por evitar la censura que el Gobierno local impone en RTVT, y su uso partidista. “A raíz de la pésima capacidad del alcalde para gestionar un asunto de tanto interés, no nos extraña que rechazaran siquiera discutirlo, para lo que contaron con la inestimable colaboración de sus socios de gobierno, algunos (por ULT) tan preocupados antes por la pluralidad informativa”, concluye el representante de IU.

Izquierda Unida critica la falta de pluralidad en RTVT y propone la creación de un organismo que la garantice

Los medios de comunicación públicos no deben estar al servicio del gobierno local, sino de los ciudadanos, ofreciendo información veraz, contrastada y que refleje los diferentes puntos de vista sobre los asuntos de actualidad.

Lamentablemente, desde el inicio de esta legislatura los responsables políticos de RTVT han convertido a este medio en un órgano de propaganda cada vez más alejado de su función informativa. La negativa a colaborar con el Consejo Audiovisual de Andalucía en el esclarecimiento de una denuncia por falta de pluralidad ya motivó una sanción al Consistorio.

Tras la incorporación de ULT al equipo de gobierno, haciéndose cargo de la delegación de comunicación institucional, su anterior actitud de reivindicación de la pluralidad se ha desvanecido por completo. La oposición continúa estando vetada de facto en la radio y la televisión locales.

Por esta razón Izquierda Unida propondrá al Pleno la creación de un consejo asesor, integrado por profesionales de la comunicación y representantes de los partidos, que defienda el derecho a una información plural y no sesgada.

“No se trata de crear un comité inoperante, sino de encomendar a un grupo de expertos la tarea de analizar las informaciones de los medios locales, proponer mecanismos que garanticen su ecuanimidad y velar por unos medios de comunicación libres de injerencias partidistas”, afirma Ezequiel Andréu.